miércoles, 22 de abril de 2015

Mujer confeso que mato al bebe a golpes y patadas





Mujer dio a luz, se escapó del hospital y horas después encontraron al recién nacido sin vida



La mujer detenida por la muerte de su bebe en Ushuaia , Andrea Paola González Paduan (26) confesó que mato a la nena a golpes de puño y de una patada, para luego esconderla dentro de un placard envuelta en una sabana blanca.

Las primeras informaciones que se conocen de la investigacion llevada a cabo por la Policia indican que la mujer habia dado un domicilio falso en calle Kuanip y como numero de DNI a su ingreso al Hospital el de una ex pareja suya.

La misma había ingresado al Hospital a las 04:00 de la mañana y a las 07:30 de esa misma mañana fue el parto, a las 10 horas le hicieron un control médico, amamantó a su hija y se fue del nosocomio con la bebe, sin el alta y con el peligro que representaba para la recien nacida.

Por ese motivo se dio a aviso a Desarrollo Social y luego se realizo la denuncia respectiva, durante la misma mañana personal policial concurrió al domicilio aportado por la mujer al ingresar al Hospital y comprobar que era un domicilio falso, se la pudo localizar revisando las imágenes de las camaras de seguridad, ya que alli uno de los efectivo, que era parte de la investigacion creyó reconocerla por ser parte de una familia antigua en la ciudad.

Por ese motivo se destaco en el domicilio una discreta consigna hasta obtener una orden judicial para allanar el domicilio de Marcos Zar al Nº 360 del barrio Solier.

En ese ínterin en el cual se obtenía la orden judicial, una delegación policial se apersono al domicilio donde en una primera instancia fue atendido por el padre de la joven quien manifestó que en el domicilio no se encontraba ningún bebe recién nacido y solo vivían los hijos menores de la hermana de Andrea.

Cuando el personal policial pidió dialogar con la joven, esta manifestó que había vendido a la bebe a una familia de Rio Grande y ante el requerimiento de los datos de estas personas, la misma no pudo manifestar, ni siquiera las fisonomía de los supuestos compradores.

Un oficial policial se comunico con el Juzgado de Turno que hasta ese momento aun no habia autorizado el allanamiento y manifesto el convencimiento que la mujer no solo estaba mintiendo sino que intuía que el bebe se encontraba en el lugar, por ese motivo se solicito la presencia de Bomberos y de Defensa Civil ante las sospecha que estuviera enterrado o escondido en el terreno.

Ni bien se autorizo el allanamiento y se ingreso a una de las habitaciones dentro de un placard envuelta en unas sabanas blancas se encontró la bebe y personal medico del Hospital confirmo la muerte del mismo por asfixia.

En un primer momento se demoro al padre Ramón Héctor González (64), su madre Isabel Magdalena Paduan (63) y su hermana Gabriela González Paduanal, los cuales fueron liberados en la madrugada, en tanto a la mujer se la interno en el sector de maternidad bajo vigilancia policía en el Hospital a la espera de las pericias psicológicas.

Aun la mujer no termino de declarar por ese motivo aun no se sabe, ni los motivos que le llevaron a tomar tan drástica medida, como asi tampoco se descarta ninguna hipótesis sobre los vinculos familiares mas cercanos los cuales estan siendo investigados a ver no solo si tuvieron algun grado de participación o conocimiento del crimen, sino de alguna vinculacion de indole sexual, al aun no tenerse en claro quien es el padre de la menor asesinada, ya que las informaciones extra oficiales son muchas pero un la joven en su declaración no lo indico.