viernes, 18 de marzo de 2016

Melella volvió a pedir por la paz social

 
“Tenemos que lograr la paz social que necesitamos porque realmente acá hay un problema que trasciende el reclamo estatal; acá no hay un problema que solo afecta a los empleados públicos, sino que afecta a todos, al kiosquero, al almacenero, al zapatero, al que vende ropa, al que vende útiles, al carnicero y esto tenemos que entender, que afecta a todos”, dijo el intendente de Río Grande, profesor Gustavo Melella.
 
En este sentido reiteró lo que propuso días pasados. “Hay que parar la pelota, llamar a la paz social, más que una pulseada para ver quién la gana, acá hay que convocar a todos, a gobernantes, dirigentes políticos y sindicales, a frenar un poco esta situación de conflicto porque está afectando directamente al trabajador del Estado que sufrió; afecta a la administración pública porque también se perjudican distintos servicios que presta el Estado como salud, educación, pero también afecta al resto de los actores de la economía, hasta al taxista y al remisero, por eso creo que llegó el momento de llamar a la paz social”.
 
También Melella opinó que “habría que buscar alguna medida legislativa o lo que sea, no se cuál sería la medida correcta, pero tiene que se en el marco del diálogo y el consenso, una medida que ayude a parar la pelota; a suspender esta ola encrespada de conflictos y poder repensar la provincia que queremos y a dónde vamos todos juntos porque los sufre el empleado público estatal, lo sufre el Gobierno que no puede gestionar con tantas cosas que hay que hacer y lo sufre la sociedad toda”.
 
En este sentido consideró oportuno “volver unos pasos atrás si hay que hacerlo en algunas cuestiones. Uno por ahí plantea lo mejor y se equivoca, pasa en la familia y en cualquier ámbito, incluso nosotros como municipio tuvimos que dar marcha atrás una vez en el caso de la calle Sarmiento y consensuar con los vecinos y encontramos lo mejor”, admitió.
 
“La Legislatura tiene una herramienta fundamental”
 
Gustavo Melella entendió que “la Legislatura tiene una herramienta fundamental y es su propio trabajo” y dijo además que “hoy hay que priorizar la paz social y no quien gana esta pulseada entre el gobierno y los sindicatos, o el gobierno y los intendentes o éstos y los gremios. No se va a debilitar un gobierno o se va a fortalecer más por una medida u otra, pero creo que si hoy no salvamos la paz social, el bien común público que está por encima de cualquier cuestión, vamos a estar muy complicados y esto va a ir creciendo en el disgusto de unos y otros”.
 
Sobre este punto marcó que “enfrentarse trabajadores entre sí no ayuda a la paz social, enfrentar vecinos no ayuda a la paz social como tampoco ayuda echar culpas a otros. Hoy tenemos que priorizar la paz social –insistió Melella- por eso es necesario alguna medida que ponga calma a esta situación para sentarnos a charlar, liberados de todas estas presiones y estas pujas para pensar medidas que por ahí el gobierno tiene razón y en otras se equivocó, para repensar y salir adelante. Hay que deponer actitudes para avanzar”.
 
Melella también hizo un fuerte llamado a los legisladores “pero en esto no quiero entrar en conflicto ni en discusiones con nadie, sino que se encuentren soluciones, pensemos en la paz social, no intereses particulares o sectoriales, pensemos en la paz social en Tierra del Fuego porque en esta situación está perdiendo la sociedad fueguina y lo digo como Intendente”, advirtió.