martes, 21 de marzo de 2017

DEFENSA CIVIL INICIO UNA CAMPAÑA DE PREVENCIÓN POR EL MONÓXIDO DE CARBONO



Defensa Civil municipal, dependiente de la Secretaria de Participación y Gestión Ciudadana, ha iniciado una campaña de concientización y prevención por la intoxicación con monóxido de carbono con charlas en los barrios de la ciudad, llevando a los vecinos información valiosa respecto de los cuidados necesarios que deben tener en cuenta.

Una de estas charlas ya se realizó en el barrio Bicentenario donde se brindó capacitación sobre el porqué y cómo se genera este gas, los efectos que produce en nuestro organismo, signos y síntomas de la intoxicación, medidas de prevención y de primeros auxilios. Además de la capacitación se entregó folletería con recomendaciones y consejo para evitar y prevenir los daños que ocasiona esta intoxicación.

“El monóxido de carbono es un gas altamente tóxico, producto de una mala o incompleta combustión de materiales como leña, carbón de leña, gas, kerosene, alcohol, gasoil o nafta. A diferencia de otro gas, el monóxido de carbono es incoloro e inodoro, o sea que carece de olor, sabor y color”, recordó el director de Defensa Civil, Pedro Franco.

“El monóxido de carbono actúa desplazando el oxígeno en el torrente sanguíneo, afectando a órganos y tejidos vitales como el corazón, cerebro y pulmón. En altas concentraciones puede generar daños en cuestión de minutos”, advirtió.

El funcionario recordó que “la mejor prevención inmediata que podemos asumir es la ventilación permanente de los ambientes. Antes debemos observar y corregir el mal estado de las instalaciones de calefacción, cocinas, termotanques, estufas, calefones. Es importante hacer revisar estos equipos por personal técnico y por lo menos una vez al año. Observar el color de la llama de los equipos, siempre debe ser de color azul, también observar en la pared manchas de color negra, estas condiciones me indican que existe una mala combustión”.
PARA TENER EN CUENTA

Si se utiliza braseros para calefacción es importante encenderlos y apagarlos fuera del ambiente o de la vivienda, teniendo en cuenta de no irse a dormir con el brasero encendido.
Se recomienda NO calefaccionar los ambientes con la hornalla y el horno.

No usar calefones en los baños, usar equipos de tiro balanceado en dormitorios y baño.

Se debe recordar siempre MANTENER LOS AMBIENTES VENTILADOS, NO OBSTRUIR LAS REJILLAS DE VENTILACION.

Los signos y síntomas pueden variar de acuerdo al organismo de cada persona, siendo más agresivo en niños y personas ancianas. Un signo típico e inicial es la sensación de falta de aire, otros signos habituales son el dolor de cabeza, náuseas o vómitos mareos, cansancio, letargo, confusión, desmayo y pérdida de conocimiento, alteraciones visuales, convulsiones hasta llegar al estado de coma.

El mayor riesgo es que el primer síntoma se el desmayo lo cual deja sin muchas chances a la persona afectada. No confundir los signos y síntomas con otra cosa.


ANTE LA SOSPECHA DE INTOXICACIÓN LO PRIMERO QUE SE DEBE HACER ES AVISAR A EMERGENCIAS, VENTILAR LOS AMBIENTES Y, EN LO POSIBLE, RETIRAR A LOS AFECTADOS HASTA UN LUGAR DONDE PUEDA RESPIRAR AIRE LIMPIO Y FRESCO. 

0 comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.