viernes, 19 de diciembre de 2014






Ayer, el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, anunció una moderación casi total del bloqueo comercial que pesa sobre Cuba desde enero de 1961. Ante la importante y lógica repercusión que la medida tuvo en el mundo, Cristina Kirchner aprovechó para comparar la situación de estos dos países con la de Argentina e Inglaterra por las Islas Malvinas.
"Tal vez algún otro que ya no es tan coloso, que fue coloso en el siglo XIX y dejó de serlo en el XX pero que sigue con esa 'cosita' colonizadora interna, se dé cuenta por favor y se siente a dialogar, como hizo Estados Unidos con Cuba, con nosotros por la cuestión de la soberanía de las Islas Malvinas", comenzó la mandataria en su discurso desde la Casa Rosada.
La comparación con el histórico anuncio de ayer fue directa: "Si los yanquis tardaron 53 años en darle la razón a Fidel... hay que medirlo en esos términos para comprender lo que estamos viviendo. Quién les dice, no sé si este o el que venga, conmigo o los que vengan, pero ¿cómo no se van a sentar a dialogar sobre algo que ya reclama todo el mundo en Naciones Unidas?".
Y sentenció: "Espero que un rayo de inteligencia –no uno eléctrico, por favor, porque así no van a poder hablar; uno del espíritu santo, de Dios– ilumine el corazón de la dirigencia. No quiero confundir a los jóvenes ingleses ni a los intelectuales ni a los trabajadores, muchos de los cuales han manifestado su apoyo a que discutamos la noción de soberanía que impone la ONU".
Al final, se mostró confiada en que en algún momento habrá un diálogo: "Yo tengo amplias esperanzas de que así sea. Porque no se puede pretender en el mundo occidental y civilizado negarse al diálogo y cumplimiento de las resoluciones de la organización madre que nos nuclea a todos, que es Naciones Unidas".
"Hago votos para que este ejemplo de Estados Unidos ilumine también a su socio en Europa y comprendan que es necesario discutir estas cosas. Si lo hicieron ellos, que están a 90 kilómetros, cómo no lo van a hacer los otros que están a 12 mil".
Mensaje de Cameron
El primer ministro británico dirigió hoy su tradicional mensaje navideño a los kelpers. Allí, David Cameron anunció que las Islas Malvinas tendrán una estatua de Margaret Thatcher en 2015 con el argumento de que "jugó un papel crucial en la liberación de las islas".
Además, sin mencionar a la Argentina, mandó un mensaje al decir que el vínculo entre su gobierno y los kelpers está "más fuerte que nunca" y se comprometió a "defender la libertad" de los isleños.
"Este fue el año que siguió al decisivo referendum en el que los isleños dijeron con una sola voz'somos británicos'", indicó Cameron, y sentenció: "Hace tres décadas las fuerzas británicas estuvieron al lado de los isleños al enfrentar una directa y grave amenaza a su soberanía y es absolutamente correcto que los reconozcamos el año próximo, cuando sus islas reciban colectivamente la Medalla del Atlántico Sur".