martes, 24 de marzo de 2015

El Municipio evita una ocupación irregular

Contralor Urbano

 En los últimos días se detectaron fogones en el bosque, siendo esto altamente peligroso por el riesgo de incendios. Además, se evitó una ocupación irregular.

La semana pasada durante recorridos de rutina por las sendas que llevan por el bosque nativo de la ciudad, se detectó en inmediaciones del asentamiento Raíces la instalación de tres fogones, sin condiciones mínimas de seguridad, en una zona densamente boscosa, con restos que daban cuenta que allí se habrían reunido varias personas a beber, encender fuego poniendo esto en riesgo de incendio a la zona alta de nuestra ciudad. Tras este hallazgo inmediatamente se desmantelaron las improvisadas instalaciones de fuego y se formalizará la denuncia ante la Secretaría de Ambiente de la provincia para el seguimiento.

Por otra parte el día sábado se recibió una denuncia por parte de los vecinos informando acerca de cortes de árboles y el emplazamiento de una estructura de piso en el sector boscoso de la Sección F cerca del Cerro Dos Banderas. Al arribar al lugar personal municipal y policial comprobaron que una joven pareja había cercenado varios ejemplares antiguos de lenga y sobre ese espacio estaban armando una estructura de piso con algunos tirantes y con los mismos troncos verdes recién talados. El autor del daño fue identificado por la Policía como Facundo Roldan, a quien se le labró la multa pertinente de acuerdo a la Ordenanza Municipal Nº 110/1984 e inmediatamente la cuadrilla de trabajo de la Coopertiva Magui Mar retiró la tirantería e inutilizó los troncos. 

Desde Subsecretaría de Fiscalización y Contralor Urbano se recuerda a los vecinos que “el desarrollo y crecimiento de la ciudad debe ajustarse a las normas vigentes, evitando repetir errores del pasado que, lejos de resolver los problemas habitacionales los agravan ya que la ocupación irregular de tierras del bosque torna grave y peligrosa la habitabilidad, perjudicando arteramente a los que esperan una solución regular”. El suelo debe prepararse previamente para el uso humano con el fin de dar factibilidad de servicios, apto ambiental y desarrollar caminos para el auxilio de las personas y cumplir con la promoción del bien común, por sobre los intereses individuales.

Por último se agradece el compromiso de aquellos que a través de las denuncias colaboran para que este el proceso de generar suelo urbano no se vea impedido por la toma de nuevas tierras, permitiendo el trabajo de personal especializado, recordando que cuentan con el número 103 -defensa Civil- las 24 horas.